Cómo empezar a exportar chatarra desde la Unión Europea

  • 15/12/2021
  • España

Es probable que a menudo nos surjan dudas sobre la exportación de residuos y materiales reciclables a países extranjeros. A priori, esta acción puede resultar complicada y ajena a nuestro entorno, sin embargo, muchas empresas han optado por romper barreras transfronterizas y apoyar la economía circular mediante la comercialización de material reciclable en países extranjeros y ajenos a la UE. ¿Pero, cuales son algunos de los requisitos básicos a seguir para inicializar tal proceso?  

Afortunadamente, España cuenta con una sólida infraestructura de externalización cuyo objetivo es apoyar y sobre todo facilitar la llegada de productos a países extranjeros. Concretamente, El Gobierno presenta una guía para la exportación y valorización de residuos tanto a países OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, organismo de cooperación internacional compuesto por 38 estados cuyo objetivo es coordinar políticas económicas y sociales) como no OCDE. 

En busca de situar a las personas dentro de este contexto y englobar una idea general, estos son los pasos más importantes de dicha guía

1. El primer paso consiste en identificar el tipo de procedimiento a seguir en función del residuo que se pretenda exportar. Básicamente, el tipo de procedimiento depende de si el destino es un país sujeto a la decisión de la OCDE o no. En países OCDE el registro se realizará por el procedimiento de información general, siempre y cuando el residuo sobrepase los 20kg y esté incluido en alguno de los siguientes campos: a) residuos enumerados en el anexo III o en el IIIB del Reglamento 1013/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo de la Unión Europea b) mezclas no clasificadas en una categoría específica del anexo III del mismo reglamento, de dos o más residuos enumerados en el anexo III, siempre que la composición de las mezclas no perjudique su valorización ambientalmente correcta y siempre que dichas mezclas sean incluidas en el anexo IIIA. El procedimiento de información general consiste en rellenar un anexo adjunto. 

2. Posteriormente, se realiza el procedimiento de notificación y autorización previa por escrito. Este proceso se resume en cuatro fases, incluyendo cada fase una serie de documentación a rellenar según los distintos anexos también adjuntos en la guía

- Notificación: el notificante presenta a la autoridad competente una serie de anexos en los que se identifican al exportador y al importador, así como el ámbito de la notificación, número total de traslados, cantidad, periodo de tiempo, embalaje, transporte, identificación de los residuos, fianzas o seguros etc.   

- Transmisión de la notificación: si la notificación está debidamente realizada, la autoridad competente deberá, en un plazo de tres días hábiles siguientes a su recepción, transmitir la notificación a la autoridad competente de destino y copias a las demás partes relacionadas.    

- Acuse de recibo: si la notificación está debidamente completada, la autoridad competente de destino enviará acuse de recibo al notificante, y copias a las demás partes relacionadas.  

- Transmisión de la decisión: todas las autoridades comprometidas disponen de 30 días después de la transmisión del acuse para autorizar sin condiciones, autorizar con condiciones, formular objeciones o transmitir al notificante su decisión motivada. 

3. Por último, después de la autorización, se realiza el documento de movimiento, cuyo fin es dar por cerrado el proceso burocrático y dar pie a la acción. Este también está adjunto en la guía.  

Además, existen otros documentos que pueden aportar información adicional a la hora de realizar estas operaciones, como, por ejemplo: el reglamento de la UE Nº333/2011, donde se especifican cualidades y requisitos de la chatarra.  

Como se puede observar, los procesos de internacionalización requieren una inversión de tiempo y trámites burocráticos. No obstante, son muchos los beneficios que estos pueden generar. No se debe olvidar, cuando se habla de beneficios, que no solo se hace referencia a ganancias económicas, también se tienen en cuenta la generación de materias primas más sostenibles. Cerrar un ciclo de economía circular mediante la exportación/importación de materiales reciclables favorecerá a los países a ser menos dependientes. 

Otros posts que te pueden interesar…

La importancia del reciclaje en el sector industrial

El medio ambiente es una de las principales preocupaciones de la sociedad actual y lograr optimiz...
22/06/2021

“La digitalización es esencial en el reciclado” señala Iñigo Aranguren

Iñigo Aranguren, consejero delegado de Hydro Aluminium Iberia (filial española de la multinacio...
30/06/2021

El encarecimiento del transporte marítimo impactará a empresas y consumidores

El comercio mundial, tanto de importación como de exportación, se encuentra en...
07/07/2021

5 razones por las que el mercado de materiales reciclables despegará online

La sostenibilidad es uno de los elementos clave en los que se centrarán y se están centrando mu...
22/07/2021

Configuración de cookies